Esta es la historia del joven mexicano que ganó un bitcoin

Esta es la historia del joven mexicano que ganó un bitcoin

<![CDATA[

Ángel Ayala es un joven de 22 años que en enero pasado se animó a invertir en criptomonedas sin saber que tres meses después sería el propietario de un bitcoin. El estudiante del noveno semestre de arquitectura descubrió Bitso gracias a la publicidad en YouTube, donde se enteró que la firma patrocinaba al equipo de futbol Tigres. Bitso es la segunda startup mexicana que se convirtió en ‘unicornio’ en mayo del 2021. En marzo pasado lanzó un concurso llamado «gana un bitcoin» en el que los usuarios debían calcular el precio de esta criptomoneda.

Ángel, que había escuchado la existencia del bitcoin y el ethereum, no sabía con detalle en qué consistían, sin embargo decidió participar. «Cuando hago mi registro fue el último día, estaba dudoso de participar porque no tenía ni idea No conocía el mercado y no sabía si iba a acertar en el pronóstico», cuenta en entrevista con Expansión . El joven estudiante revisó en internet el precio del bitcoin de ese día y se inventó un cálculo antes de apostar por el precio a futuro. Sabía que podía crecer pero estimaba que no sería mucho. «Abrí la cuenta (en enero); para esas fechas estaba ayudando a mi papá con algunos trabajos y me estaba pagando. Yo decía: lo que me pague, 100 o 200 pesos, lo dejo un tiempo y luego se harán 300. Sabía que no me iba a hacer millonario de la noche a la mañana», cuenta. Días más tarde fue contactado por el equipo de Bitso para comunicarle que había ganado más de 800,000 pesos. «Me contactó una persona del equipo de Bitso y me dice que he ganado un bitcoin. Al principio no me lo creía, pensaba que me querían extorsionar, ni siquiera me acordaba que había entrado al concurso». Ángel tuvo que entrar a su app para darse cuenta que no se trataba de ninguna estafa y que efectivamente había sido el ganador. El premio acercó a Ángel al mundo de las inversiones. El sistema financiero no le era ajeno porque ya contaba con una tarjeta de débito en la que le depositaban por hacer trabajos como pequeñas remodelaciones, ayudas en levantamientos y dibujos de planos. Ahora tiene el propósito de investigar más sobre otros vehículos de inversión que le permitan diversificar su cartera aunque primero planea usar parte de su premio para iniciar su carrera como arquitecto. «Considero que con ese dinero sí me podría estar beneficiando en mi carrera, tal vez lo puedo usar para empezar a construir algo pequeño e invertir más dinero en bitcoin. Me gustaría conocer un poquito más para saber donde invertir, pasar el dinero a otra moneda y he tratado de ver en donde puedo aprender un poquito más. Poner los huevos en diferentes canastas es la mentalidad en la que estoy cayendo», asegura. Ganar este premio no solo cambió la mentalidad de Ángel, también el de su familia. Cuando les contó a sus papás que había ganado un concurso, no le creyeron. Le dijeron que no lo harían hasta ver el dinero en una cuenta bancaria o en efectivo. Ángel tuvo que explicarles un poco sobre la historia del bitcoin: un activo cuyo precio era inferior a un dólar y que ha superado el millón de pesos.

]]>

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.