Tecnología y turismo, ¿cómo combinarlos para que se potencien?

Tecnología y turismo, ¿cómo combinarlos para que se potencien?

<![CDATA[

(Expansión) – El Congreso de la Ciudad de México organizó este mes el foro “ Hacia una nueva Ley de Turismo: retos y oportunidades del sector turístico ”, como un espacio de reflexión y análisis para identificar y dar respuesta a los retos y áreas de oportunidad que deberán considerar en las propuestas a una Nueva Ley de Turismo en la CDMX. La tecnología ha tenido un papel importante en la recuperación económica. Con la llegada de formatos de trabajo más flexibles, ha hecho que miles de personas a nivel mundial vean a México como una gran oportunidad para trabajar de manera remota.

En el encuentro hubo varias posturas y fluctuaron entre quienes consideran que el turismo no necesita tecnología y quienes opinaron que sin ella, en pocos años podría desaparecer como actividad fundamental para el sostén y crecimiento económico de la ciudad. Si bien ambas posturas cuentan con argumentos, en este tipo de debates hay un punto de partida fundamental para que se genere un verdadero diálogo productivo: es importante alejarse de miradas personalísimas, para dar lugar a conclusiones y acciones realmente innovadoras y funcionales para la ciudad. Por el lado de las plataformas de la rama de Traveltech, los miembros de la Asociación Latinoamericana de Internet (ALAI) buscan construir una mirada en la que se contemple cómo la reactivación de la economía y las actividades asociadas a ella están retomando su rumbo “normal” post COVID, y qué rol tuvo la tecnología durante la pandemia, así como qué rol tomará de aquí en adelante, como complemento de las actividades turísticas tradicionales. Por ejemplo, el hecho de que con la llegada de formatos de trabajo más flexibles, miles de personas -incluidos los nómadas digitales- a nivel mundial ahora ven a la ciudad como un espacio ideal para trabajar de manera remota. En este sentido, hay una oportunidad de capitalizar y hacer crecer a la ciudad en materia turística. También está la cuestión de la derrama económica: ese resultado final del cálculo monetario promedio de los gastos totales que hacen los visitantes a las ciudades no sólo donde se alojan, sino también donde comen, se entretienen o toman excursiones. En este ítem, es indiscutible cómo las plataformas digitales, de la mano de la tecnología que las soporta, han transformado el turismo en México, haciéndolo más competitivo y promoviendo diversidad de beneficios a través de la economía colaborativa, donde se están integrando nuevos actores a la cadena de valor del sector turístico, en su mayoría, micro, pequeñas y medianas empresas. Adicionalmente, las plataformas son un elemento fundamental de integración de grupos clave en la sociedad. Por ejemplo, 51% de los anfitriones son mujeres en las plataformas. De igual forma, el 10% de los anfitriones son adultos mayores. También han contribuido a la diversificación del turismo. De 2019 a 2021 se ha triplicado el porcentaje de noches reservadas en pequeñas comunidades. De hecho, hasta el 80% de las personas pasa la mayoría de su tiempo en las colonias donde se hospedan, lo que contribuye a socializar la derrama económica. Adicionalmente, en el contexto de la pandemia los anfitriones se han convertido en embajadores turísticos para promover la reactivación económica de sus localidades. En definitiva: las plataformas ayudan al crecimiento elástico e innovador del turismo de una ciudad como lo es la Ciudad de México. Permiten crecer el alojamiento durante un fin de semana sin la necesidad de invertir en infraestructura, habilitan el hospedaje sustentable y eficiente en momentos de alta demanda como fechas de festejos populares o eventos masivos de música o deportivos de gran confluencia intensa y repentina de personas. Por eso se debe encontrar un punto de equilibrio para que las políticas públicas regulen de manera clara y adecuada a esta tecnología, teniendo en cuenta sus aportes y la diferenciación entre las responsabilidades del anfitrión, el huésped y la plataforma.

También es fundamental que como punto de partida se considere la naturaleza de origen de los alojamientos (si son casa habitación, o habitación individuales, por ejemplo) y que las plataformas no son prestadores de servicios, sino plataformas de información y marketplaces. Por último, pero no menos importante, también entender que desde la reforma de 2020, las plataformas de hospedajes ya pagan el IVA y el ISR a nivel federal, asi como el Impuesto Sobre el Hospedaje (ISH), que es un impuesto de competencia estatal que contribuye a los fideicomisos locales, en temas de promoción e infraestructura turística, entre otros. Hoy en día, algunas plataformas como Airbnb y Expedia pagan el ISH en la Ciudad de México, pero no todas. En síntesis, los servicios de hospedaje mediante modalidades no tradicionales y las ​plataformas tecnológicas que proveen estos servicios son aliados de los destinos turísticos​, las comunidades locales, las empresas del sector y las autoridades locales y federales. Como parte de este ecosistema tecnológico alrededor del turismo y la innovación, la ALAI y las plataformas esperan trabajar con más reguladores y autoridades alrededor del mundo con el objetivo de ayudarlos a aprovechar los beneficios que éstas ofrecen. ​Mediante la creación de regulaciones claras, innovadoras, sencillas, junto con estrategias de implementación que ayuden a su cumplimiento, se podrá llegar al objetivo. En tiempos en que la tecnología ha comenzado a movilizar a un mayor número de personas y a romper con los esquemas tradicionales, las plataformas del sector turismo continuarán buscando oportunidades de crecimiento económico, empleo y desarrollo social para todas las personas en México y el mundo. Nota del editor: Sissi de la Peña es representante de la Asociación Latinoamericana de Internet. Síguela en LinkedIn y/o en Twitter. Las opiniones publicadas en esta columna corresponden exclusivamente a la autora. Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

]]> Fuente: CNN

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.